La Secretaría de Estado de Estados Unidos envió este jueves al Congreso de ese país el Informe sobre la Estrategia Internacional para el Control de Estupefacientes (International Narcotics Control Strategy Report), en el que se incluyó a Ecuador en la lista de países que en el 2016 registraron “importantes montos” por lavado de dinero que provendría, especialmente, del tráfico de drogas.

El documento, que fue divulgado el jueves, señala que el peso de un país en el blanqueo de capitales puede ser determinado porque “sus instituciones financieras se involucran en transacciones monetarias que implican cantidades significativas de los ingresos del narcotráfico internacional”.

Agrega que Ecuador “es altamente vulnerable al lavado de dinero” y que “la corrupción es un problema significativo”.

Se citan, por ejemplo, los casos de supuesta corrupción en la estatal petrolera Petroecuador y de contrabando de oro desde Perú.

Para Estados Unidos, existe evidencias suficientes de las operaciones de blanqueo en actividades comerciales.

El informe, que tiene dos capítulos, añade que si bien hay esfuerzos de las autoridades por combatir los delitos relacionados con la comercialización de estupefacientes, existe una “notable debilidad institucional para la vigilancia, especialmente, en las fronteras”.

El análisis afirma que existe un creciente consumo doméstico, que se habría visto agravado por la legislación local.

El Congreso estadounidense puede usar el informe como insumo para los programas que prevén apoyo financiero al control del tráfico de drogas.

El reporte indica que Ecuador es ‘vulnerable’ al crimen organizado porque su economía es dolarizada y por su ubicación geográfica, pues se encuentra entre Perú y Colombia, que son grandes productores de droga. (I)